El alcalde de Copenhague dimite tras ser acusado de acoso sexual

El alcalde de Copenhague presentó este lunes su dimisión después de que dos mujeres le acusaran de haberlas acosado sexualmente, una renuncia que se produce...
  • El alcalde Frank Jensen comparece ante la prensa el 19 de octubre de 2020 en Copenhague

El alcalde de Copenhague presentó este lunes su dimisión después de que dos mujeres le acusaran de haberlas acosado sexualmente, una renuncia que se produce en un momento en que se multiplican las denuncias de las agresiones sexuales en Dinamarca.

Frank Jensen, de 59 años, se había disculpado el viernes después de que dos mujeres le acusaran de haberlas toqueteado de manera inapropiada en 2012 y 2017, pero había asegurado que seguiría ejerciendo su cargo.

Pero el responsable de la sección de jóvenes del Partido socialdemócrata danés dijo el domingo que le habían informado de otras ocho personas que habían sido acosadas por el alcalde socialdemócrata o habían sido testigos de ello.

Aunque había recibido el apoyo de su partido durante el fin de semana, el alcalde decidió finalmente dimitir este lunes.

"Esto eclipsará todo el trabajo político que quiero hacer, por esto decidí dimitir de mi cargo de alcalde", aseguró Jensen, al frente del gobierno municipal de la capital danesa desde 2010.

El edil también renunció a su puesto de responsable adjunto del Partido socialdemócrata, que dirige el gobierno de Dinamarca desde 2015.

La primera ministra danesa, la socialdemócrata Mette Frederiksen, pidió este lunes un cambio de mentalidades.

"El acoso y las agresiones no pueden ser defendidas. Juntos debemos crear una cultura en la que esto no sea aceptado. Ni en palabras ni en actos", declaró la primera ministra en un comunicado.

Miles de mujeres danesas denunciaron en las últimas semanas que habían sido víctimas de agresiones sexuales o de comportamientos sexistas en este país escandinavo, a menudo considerado como uno de los más avanzados respecto a la igualdad de género.

Esta ola de liberación de la palabra femenina empezó a finales de agosto cuando Sofie Linde, una famosa presentadora de televisión danesa, sorprendió a los espectadores al asegurar que un alto dirigente de la televisión pública le había propuesto de catapultar su carrera si le hacía una felación.


Contenido Patrocinado