Estados liberales de EEUU mantendrán restricciones a pesar de fallo de la Corte Suprema

El gobernador de California calificó de "vergüenza" el fallo de este jueves de la Corte Suprema de Estados Unidos que podría impactar dramáticamente a media...
  • El gobernador de California, Gavin Newsom, dijo que la decisión de la Corte Suprema sobre el porte de armas "es una vergüenza"

      El gobernador de California calificó de "vergüenza" el fallo de este jueves de la Corte Suprema de Estados Unidos que podría impactar dramáticamente a media docena de estados que regulan estrictamente el porte de armas.

      El líder del partido Demócrata, Gavin Newsom, quien gobierna uno de los estados con leyes más estrictas contra las armas y el más poblado del país, dijo que la decisión del tribunal de corte conservador marca "un día oscuro" en Estados Unidos.

      "Esta es una decisión peligrosa de un tribunal empeñado en impulsar una agenda ideológica y en infringir los derechos de los estados para proteger a nuestros ciudadanos de ser baleados en nuestras calles, escuelas e iglesias. Es una vergüenza".

      La decisión, con seis votos contra tres, de la máxima instancia judicial de Estados Unidos derrumbó una ley de Nueva York que exigía que una persona probase que realmente tenía una "causa debida" o necesidad de defensa propia para portar un arma en público.

      Decenas de estados permiten el porte casi irrestricto de armas en público, pero seis estados controlados por el Partido Demócrata exigen a los dueños de armas que opten por permisos para porte oculto.

      Estos permisos generalmente son aprobados cuando la persona puede demostrar "una causa apropiada", así como por qué necesita estar armada en espacios públicos.

      Con variaciones dependiendo del condado, este tipo de permiso es exigido en California, Nueva York, Hawai, Maryland, Massachusetts, Nueva Jersey y el Distrito de Columbia.

      En condados gobernados por el Partido Republicano y en áreas rurales de California, por ejemplo, puede haber una tendencia a la concesión del permiso siempre y cuando el solicitante tome clases de seguridad y no tenga una ficha criminal.

      Pero en ciudades como San Francisco, gobernadas por políticos de corte liberal, la tendencia es a emitir un permiso a quien pruebe "un riesgo significativo de amenaza a su vida" que no puede ser contrarrestado por la aplicación de las leyes.

      Debido al sistema federal en Estados Unidos, el fallo de la Corte Suprema no derrumba este tipo de políticas regionales, pero permite que sean desafiadas legalmente.

      Autoridades de Nueva York, Maryland y Massachussetts se pronunciaron de inmediato en este sentido.

      "Si cargas un arma de forma ilegal en la ciudad de Nueva York serás arrestado", dijo el comisario de la policía municipal, Keechant Sewell.

      "Examinaremos el fallo de hoy para determinar su impacto en nuestro estado, y continuaremos luchando para proteger la seguridad de los ciudadanos de Maryland", dijo el fiscal general del estado, Brian Frosh.

      Su homóloga de Massachusetts, Maura Healey, afirmó que se mantendrá apegada a las leyes regionales para el uso de armas.

      "Massachusetts tiene una de las más bajas tasas de muerte por armas de fuego en el país porque sabemos que leyes restrictivas salvan vidas", dijo.

      En Nueva Jersey, el fiscal general Matthew Platkin dijo que el fallo de la Corte Suprema "ignora siglos de experiencia".

      "Seguiremos aplicando nuestras leyes estrictas y de sentido común para el porte de armas, que se han convertido en un modelo para los estados que buscan enfrentar la epidemia de la violencia armada", anunció.


      Contenido Patrocinado