¿Se gana con el discurso de odio?

  • James Aparicio

      Las recientes protestas nos dejan lecciones que todos debemos asimilar, analizar y comprender. Los ciudadanos sí están “golpeados” por la inflación y la amenaza creciente de una recesión.

      La noción de una clase política corrupta y las instasisfacciones  que se han acumulado por décadas, nos dicen que el país debe establecer un nuevo pacto, con justicia social y un fortalecimiento de la democracia.

      El dicurso de odio y descalificación no es  el escenario que nos servirá, en una nación donde todos cabemos y también somos necesarios. 

      JAMES APARICIO
      [email protected]
      Twitter:@jamesapariciopa
      Instagram:jamesapariciopadre
       


      Contenido Patrocinado