Me sumo a la desaprobación

  • James Aparicio

      No dudo que la mayoría de los representantes de corregimiento trabajan sin descanso en las comunidades donde fueron electos. Sin embargo, pretender un incremento de $1,000 al mes porque la Corte declaró ilegal e inconstitucional el doble sueldo en el Estado, no es aceptable.

      Los representantes de corregimiento no hicieron la lectura correcta de las protestas de julio pasado y mucho menos escucharon el clamor popular. El Estado no aguanta un zarpazo más. Y mucho menos en tiempos de austeridad y vacas flacas.

      JAMES APARICIO

      [email protected]

      Twitter:@jamesapariciopa

      Instagram:jamesapariciopadre


      Contenido Patrocinado